jueves, 11 de abril de 2013

Insectos y flores II: Sus fotos más intimas en un solar de la Alberca y el swing de Ella y Louis.

La palabra “solar” tiene varios significados que pueden referirse a cuestiones muy distintas. Por ejemplo, podemos decir: hay que solar este zapato, para indicar que hay que ponerle una suela a este zapato. Podemos utilizar solar para señalar que se ha cubierto un suelo con un determinado material como cemento, adoquines o losas. Por ejemplo, cuando decimos: he solado y alicatado toda la cocina. También podemos referirnos a nuestra estrella: los planetas del sistema solar o energía solar. Pero no, estas no son las acepciones de solar a las que se refiere el título de este artículo. 


Disculpen un momento, antes de seguir presionen el botón de play del siguiente “Youtube de sonido” en el que escucharán el tema I Got Plenty O'Nuttin (Gershwin) interpretado por Ella Fitzgerald y Louis Armstrong (la flor y el insecto) y que grabaron -esto creo haberlo leído alguna vez, pero no lo tomen como cierto- unos días después de que a él le solaran unos zapatos viejos de charol negro que gustaba llevar en sus actuaciones. Un tema con mucho swing, ideal para este artículo.



Volvamos al asunto que nos ocupa. Solar también puede significar: terreno donde se ha construido o que se destina a construir en él. Este es el significado que nos interesa, pero hay que matizar algunos aspectos. Es un espacio que ha quedado a las afueras de una población pero lindando con las últimas construcciones y está a la espera de que se le de un destino concreto. No es un espacio verde, no es un vertedero municipal, pero de forma tácita cumple esos dos fines. Podemos observar a una joven pareja paseando al perro, un par de ancianos caminando pausadamente mientra un joven en chandal esta corriendo y otro esta haciendo estiramientos, o un señor que esta entre la espesa vegetación haciendo fotos a las flores ¡Que tipo más raro! En muchos detalles apreciamos la desidia de autoridades y ciudadanos, entre estos últimos algunos muy, pero que muy cochinos; dejan como muestra de su civismo colchones, escombros, basuras, chatarras y demás residuos sólidos. Pues bien, este es el solar al que aquí me refiero, pero antes de entrar en materia otra acepción de solar muy singular, y que creo no esta recogida aún por la Real Academia de la Lengua Española.

En Cieza, según mi amigo Rafael el “Pescailla”, un solar es como queda un local público cuando los ciudadanos se sienten contrariados o engañados y manifiestan su ira de una forma muy expresiva contra el inmueble. Entonces el local, que podía haber sido un lugar elegante y señorial, pasa a ser un solar. El término se utiliza para describir un espacio y una acción en pasado, pero también en futuro, en este caso como advertencia, aunque más bien como amenaza. Por ejemplo, justo antes de que el camarero nos informe de la cuenta que debemos pagar, podríamos decirle levantando ligeramente una ceja: ¡Eh! ... cuidao que te dejo el Bar hecho un solar.

Pero volvamos de nuevo al solar, al que me refiero y que está en la Alberca, junto a la autovía y en la entrada a Vistabella. Presenta, como decía, claros signos de desidia, pero este invierno, aunque han dominado los días despejados y luminosos, ha llovido y además la temperatura ha sido muy moderada. Como resultado, en el mes de enero el solar estaba a reventar de vegetación espontanea ya cuajada de flores. El lugar lucía de color verde y amarillo; sorprendente. Y colchones, chatarras y escombros quedaron parcialmente ocultos por la imparable explosión de la naturaleza. Así que podemos considerar que se convirtió en todo un ecosistema. Un ecosistema con baja diversidad eso sí, pocas especies -que se suelen calificar como oportunistas- pero muy abundantes, como correspondería a un espacio natural en su primera fase de lo que se denomina la sucesión ecológica; o, también, un ecosistema alterado, modificado o machacado. Es un lugar que tiene un relativo atractivo pero, obviamente, no reúne las condiciones para ser incluido en la red de espacios naturales. 


En cualquier caso, este invierno yo lo veía precioso, particularmente cuando me sumergía en la vegetación; era un lugar realmente hermoso. Si nos acercamos, mejor dicho nos aproximamos hasta darnos con la vegetación en las narices, conseguiremos dos cosas: Primero dejar de ver escombros, basuras y demás desidias; y, segundo, contemplar la belleza más intima de los seres -particularmente flores e insectos- que allí, en el solar, viven en armonía y en una continua relación trófica y reproductiva. Se me acaba de ocurrir una barbaridad que no escribiré; la dejo para su imaginación. Aproximémonos virtualmente, más, un poco más -los maduritos no olviden las gafas y los jóvenes dejen el wasap- y hay están pétalos, estambres, pistilos y artejos, antenas, cilios, y polen, polen por todos sitios. Disfrutemos observando con detenimiento lo más intimo de la vida en el solar de la Alberca, el que está junto a la autovía y en la entrada a Vistabella.



























Conclusión: hasta en un solar puede surgir un ecosistema en el que fluye la vida y se manifiesta la belleza intrínseca de la naturaleza, y en el que yo encontré un espacio más para entretenerme, reflexionar y disfrutar de unas mañanas soleadas de invierno, allí, en el solar, y aquí, en el blog, cuando se lo describo con imágenes y con mucho cariño.

Saludos flamencos,

También te puede interesar:

También te pueden interesar otros temas como viajes, naturaleza, música y cocina.


6 comentarios:

  1. Gracias por tu conocimiento de la naturaleza, que nos das oportunidad de conocer y gracias por tu paciencia para fotografiar éste solar,,,saludos.

    ResponderEliminar
  2. Muy buena colección, enhorabuena es un trabajo interesante. El uso de macro además te pdrmite ver cosas de muchos insectos y plantas que a simple vista padan desapercibidos. Lo dicho, muy interesante artículo... Como dice un querido biólogo amigo mío siempre al despedirse... "salud y ecología!".

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por el comentario y, efectivamente, como dice tu amigo y mi colega "Salud y Ecología".

      Eliminar
  3. Un cordial y afectuoso saludo mañanero Benjamin García:

    Gracias por tan excelente trabajo, lo he disfrutado, cada una de las fotografías captadas en dicho solar, a pesar de la contaminación del hombre, vemos la belleza sutilmente plasmada por la naturaleza y captada por tu maravilloso lente.

    Gracias amigo!

    Hermoso día!
    Iris

    ResponderEliminar

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...